Pantallas verdes para la plaza granaria en Chicago

MERCADO INTERNACIONAL

Importantes alzas hoy en los valores de los granos, ante la guerra en Ucrania y las dudas sobre la siembra en EE.UU. con un clima que no la está acompañando.

Los valores del poroto de soja comenzaron la semana incrementos en el mercado de Chicago. El contrato Julio creció U$S/Ton. 10,30 y quedó en U$S/Ton. 622,15. Mientras que la posición Noviembre mejoró U$S/Ton. 7,15 para ajustar al final en U$S/Ton. 558,90.


Las señales de una fuerte demanda sobre los EE.UU., que incluyen el mayor volumen de soja industrializado en Marzo registrado por NOPA y el rápido ritmo de las exportaciones estadounidenses respaldaron a los futuros de soja que escalaron por sexta vez en siete sesiones.

Respecto de los embarques estadounidenses,

las inspecciones semanales mostraron un nivel inusualmente alto para esta altura del año, ver gráfico gentileza de GrainStats.

El maíz evolucionó con importantes alzas, trepando la posición más cercana U$S/Ton. 9,05 para cerrar en U$S/Ton. 320,15. En tanto que el contrato Septiembre subió U$S/Ton. 6,80 quedando en U$S/Ton. 301,55.

Los valores del maíz alcanzaron su nivel más alto desde septiembre de 2012 ante las dudas sobre si la siembra de maíz en EE.UU. podrá ser completada en tiempo y forma; además de la ya consabida incertidumbre sobre la producción y las exportaciones de Ucrania.

Se teme que el clima frío ralentice la siembra en Estados Unidos esta primavera y pueda reducir los rendimientos en el momento de la cosecha en el otoño boreal. Al respecto, “los pronósticos climáticos muestran sólo breves ventanas de tiempo abiertas para la siembra en el Midwest hasta fin de mes”, declaró un analista desde una fría y húmeda Chicago. "Parece que se sembrará algo de maíz antes de finales de abril, pero la guerra en Ucrania continúa", agregaba un colega suyo en una charla durante el almuerzo.

La producción estadounidense de maíz tiene una relevancia superlativa este año, luego de las mermas productivas en Sudamérica y la ya casi segura disminución productiva y de exportaciones de Ucrania. Esto es lo que tiene tan nerviosos a los actores del mercado maicero.

El trigo tuvo fuertes alzas hoy. Chicago disponible subió U$S/Ton. 8,80 y quedó en U$S/Ton. 411,70. Kansas más cercano trepó U$S/Ton. 11,40 y finalizó en U$S/Ton. 435,40. Por su parte Diciembre Chicago se vio incrementada en U$S/Ton. 7,60 cerrando en U$S/Ton. 409,50. Ese contrato de Kansas ascendió U$S/Ton. 10,40 ajustando así en U$S/Ton. 432,85.

Los futuros de trigo se reafirman debido a las preocupaciones sobre la confiabilidad de los envíos desde la región del Mar Negro por la invasión rusa a Ucrania. En este sentido los envíos desde este último país por mar están interrumpidos desde ya hace 53 días, durante el mes de marzo sólo pudo despachar por ferrocarril y camión sólo 600.000 toneladas, versus un número habitual que multiplica por 10 este volumen. Los ferrocarriles enfrentaron en la semana pasada un “embotellamiento” en las fronteras con Polonia y Rumania que determinó la suspensión de los envíos de trenes de carga en los tres últimos días, lo cual pone a las claras las tremendas dificultades logísticas que afrontan las exportaciones de granos de Ucrania. En tanto que alrededor de 1,25 millones de toneladas de cereales y semillas oleaginosas siguen en vapores bloqueados en los puertos marítimos ucranianos debido a la invasión de Rusia, y parte de la carga puede deteriorarse en un futuro próximo, dijo el viernes pasado el ministro de agricultura de Ucrania.

Es en este contexto que los precios FOB del trigo ruso subieron la semana pasada, con embarques y despachos activos en los puertos rusos del Mar Negro, más algunos buques de carga que partieron desde el Mar de Azov, además de los valores mundiales más altos. "Las exportaciones están activas, pero hay algunos signos de debilitamiento", dijo Dmitry Rylko, jefe de la consultora agrícola IKAR.

Rusia, uno de los mayores exportadores de trigo del mundo, continúa exportando granos y derivados a pesar de las sanciones occidentales impuestas a Moscú por la crisis de Ucrania que han complicado la logística comercial y los pagos.

"Hay nuevos negocios, pero no demasiados, y con un número muy limitado de países: Turquía como destino principal, seguida de Irán y Egipto", agregó Rylko.

Los precios del trigo con un contenido de proteína del 12,5% para el embarque mayo desde los puertos del Mar Negro aumentaron U$S 2 a U$S 370 (FOB). Sovecon, otra consultora, fijó las exportaciones semanales rusas de granos en 630.000 toneladas, en comparación con las 400.000 toneladas de la semana previa.

MERCADO LOCAL

Finalizó el jueves pasado el paro de camioneros.

Durante el día de hoy se normalizó la llegad de camiones a los puertos de nuestro país. Luego que los transportistas levantaron la semana pasada la huelga en reclamo de una tarifa más alta que puso en jaque a los embarques argentinos ya que el 85% de los granos que llegan a puerto lo hacen en camión.

La empresa de logística agrícola AgroEntregas dijo que en la mañana del lunes habían llegado 4.295 camiones con granos a las terminales, luego de que por una protesta de la Federación de Transportistas Argentinos (FETRA) se llegó a registrar el jueves la llegada de 1 camión con granos a un puerto exportador.

La protesta de FETRA, que se extendió desde el lunes y hasta el jueves de la semana pasada, el viernes fue feriado, se levantó luego de que el Gobierno autorizó un incremento en las tarifas del flete de granos, que habían sido actualizadas a inicios de febrero. La inflación endémica, exacerbada por el conflicto armado en Ucrania y faltantes de gasoil fueron los principales motivos que llevaron a los transportistas a reclamar nuevas tarifas mediante una huelga.

Con una recolección que de acuerdo con la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, llegaba al 14,4% del área de soja y al 19,4% de la superficie de maíz, al miércoles pasado. Resultan poco oportunas este tipo de medidas y conflictos. La entidad porteña prevé una cosecha de soja de 42 millones de toneladas y de 49 millones de toneladas para el maíz.

Es importante destacar que el abastecimiento de gasoil no se ha normalizado ni mucho menos, uno de los principales problemas es que la solución es la importación, la escasez de divisas y el incremento en el valor en surtidor que plantearía esto parece tener a las autoridades en una exasperante falta de respuestas adecuadas a uno de los eventos económicos más importantes del país que es la cosecha gruesa.

Otros aumentos más para los castigados productores argentinos: combustible y fletes…


Fuente: Novitas S.A.